COLUMNAS

También Josefina Vázquez Mota presenta nuevo rostro

Carlos Ferreyra Carrasco

Tremendo ruido se formó alrededor de la foto ya pronto oficial de la Claudia Sheimbaun, ante la verdad imposible de desmentir o de disfrazar, de la carretada de euros que costó este primer intento para agraciarla.

Pocos de sus defensores se fijaron en la cuestión económica, a juicio nuestro la más lesiva porque daña profundamente los programas sociales previstos.

Rechazaron las críticas tanto a su nuevo atuendo, look dicen sus adoradores, como a la transformación en una dama de pesaje promedio. Sin las grandes franjas de carne suelta en el cuello, sin las características ojeras.

De hecho aunque así salió finalmente no era un cuestionamiento a su estética ni a su muy personal gusto por atuendos nórdicos, con la bufanda de lana atorada en el pezcueso.

Mientras hacía el comentario anterior, recordé a Josefina Vázquez Mota que en forme impensable se hizo de la candidatura panista a la Presidencia.

Noble y apresurada, admitió el triunfo del que ganó. Lista, estaba consciente de que no tenía ni razón ni medios legales para impugnar, así que aprovechó el viaje y se unció a la carreta del triunfador.

Lo que pasa es que una protesta panista siempre hace daño. Y más si la hace contra sus contlapaches tricolores. De allí se prendió la se.ora que clamó a Dios porque la librara del emplasto de su marido.

La señora, que no es política, así se aproveche de las oportunidades que le ha brindado tal actividad, pero tampoco es literata, pese a su libro de consejos, es abiertamente mujer de negocios y en esa calidad nunca desaprovecha oportunidades.

Como aspirante a la Presidencia, ocultó a su más cercana familia, no era caso de mostrar defectos y características.

Por su buena disposición a hacerse taruga con el resultado electoral, se le proporcionó una salida, yo no la calificaría de honorable, pero es cuestión de medidas y pesas o pesos.

A la señora le entregaron mil millones de pesos, monedas más o monedas menos. La justificación, una oficina de auxilio a quienes son expulsados del país, por hambre o inseguridad. ¿Cual fue el resultado? De las tareas oficiales ninguno,  pero hete aquí que la señora Mota regresó al país con una imagen renovada.

Como al Jackson célebre, la piel mas clara, sin marcas por edad o preocupaciones. Y no había de que preocuparse porque, querido lector ¿se acuerda usted si rindió cuentas, ante qué órgano legal? Practicó sin duda el Código oficial de Lo caido, caido (sin acentos, por favor).

Sirve lo anterior para respaldar los retratos de doña Chepina antes, y la se.ora Josefina hoy. Usos y costumbres, dice el mandatario, con su renovada apariencia con dos décadas menos de vida, pronto la veremos como aspirante a hueso aunque no será por los panuchos…

Related posts

SIETE AÑOS DE DOLOR Y RESISTENCIA

RELEVANTE MX

CIRCUITO CERRADO

RELEVANTE MX

LA 4T, CON UNA VISIÓN DEMASIADO SIMPLONA DE LA REALIDAD QUE VIVE EL PAÍS: ENRIQUE DE LA MADRID

RELEVANTE MX

Leave a Comment