Relevante MX
COLUMNAS

No paguemos un solo peso más a los partidos politicos

R Á F A G A

Jorge Herrera Valenzuela

La existencia de un órgano administrativo para regular los procesos electorales en nuestro país, como producto de las reformas constitucionales aprobadas en los finales del Siglo XX, abrió las arcas federales para subvencionar a los partidos políticos y surgieron boyantes negocios familiares junto con grupúsculos que convirtieron las prerrogativas en inagotables fuentes de dinero.
Antes de que eso se diera en una fase de la llamada “apertura democrática”, los partidos políticos no gozaban de esa prerrogativa, la de recibir dinero que los contribuyentes entregaban, vía pago de impuestos, al gobierno federal. Se afirmaba en esa época que el PRI contaba con el respaldo económico, no oficial, de los gobiernos y de organizaciones como la CTM, cuyos fondos correspondían a las cuotas sindicales y de aportaciones de gobernadores.
Desde el año pasado se viene hablando de la reducción de las cuotas que el Instituto Nacional Electoral, INE, destina por cientos de millones de pesos para los partidos contendientes en las elecciones, destacando las abultadas sumas para el PRI, el PAN y el PRD (hoy caído en desgracia) y no menos considerables cantidades para los negocios familiares o políticos.
Ejemplos irrefutables de lo comentado en el párrafo anterior, es el Partido del Trabajo, que desde 1990 tiene como dueño a Alberto Anaya Gutiérrez, un aguascalentese de 73 años, que inicialmente recibió el apoyo de Raúl Salinas de Gortari, cuando éste era un hombre superpoderoso como hermano del presidente en turno. En 30 años Anaya ha sido diputado federal, senador y único mando del partido que ahora es aliado de Morena, no por por incorrupto sino todo lo contrario.
Jorge Emilio González Martínez, a sus 48 años de edad sigue de pantalón corto, porque es “El Niño Verde” y ahora también conocido como “El Sobrino del Doctor Simi”. Su papá le heredó la dirigencia del Partido Verde Ecologista de México, “compartiéndola” con sus cuates. Jorge Emilio empezó este sexenio como diputado federal, pero pidió licencia. Doce años cobró como diputados federal y doce más estuvo en la nómina del Senado de la República.
En la actualidad el partido mayoritario, Morena, propone sea reducido el presupuesto que se otorga a los partidos políticos, considerando, según Sergio Gutiérrez Luna, que “Morena ganó en 2018 con muy poco dinero”. Ese morenista desconoce que el arrollador triunfo se debió al poder carismático del tabasqueño que, además, tuvo el respaldo financiero con lo que reunía su hermano Pío, como se reveló hace poco en un video.
Eso sin contar que cuando el hoy Presidente de México gobernó el Distrito Federal, a los empleados les hacía un descuento en la nómina quincenal y que otro apoyo se lo brindó el hoy secretario de Relaciones Exteriores, desde que fungía como Secretario General del Departamento del D.F. Los legisladores federales y los estatales también hicieron aportaciones “voluntarias”, así es que no “fue con poco dinero”, porque además los gobernadores perredistas financiaban las permanentes giras de campaña.
ESTÁN PROGRAMADOS 7,226 MDP
El Instituto Nacional Electoral tiene estimado un gasto de los partidos políticos en las elecciones del 6 de junio de 2021, en un total de SIETE MIL MILLONES 226 MIL PESOS para entregarlos, como prerrogativa a Morena, PRI, PAN, PRD, Movimiento Ciudadano, PT, PVEM y Encuentro Solidario, sustituto de Encuentro Social. El reparto se hace de acuerdo al número de electores registrados en el padrón oficial y en el caso del recién aprobado (PES) se procede conforme a lo establecido en la legislación o sea que es menor lo que le corresponde.
Si el Congreso de la Unión (senadores y diputados) determina que las dirigencias de los partidos reciban la mitad del presupuesto asignado, deberá informarse públicamente el destino del millonario ahorro, mismo que habrá de sumarse a los 560 mil millones de pesos, producto de la austeridad, que el Presidente de la República anunció en su reciente informe de gobierno.
Bueno, pero la conclusión del comentario estriba en plantear dos interrogantes:
1ª, ¿Los legisladores estarán dispuestos a reformar la legislación para disminuir las prerrogativas económicas a los partidos?
2ª. ¿Por qué no calientan el ambiente y eliminan a 64 senadores y a 200 diputados federales, así como “los de regalo” en las Legislaturas Estatales?
¡Ya basta de mantener a “los políticos” y a los que ven como muy buen negocio el formar un partido político para estar en la nómina del Instituto Nacional Electoral!
jherrerav@live.com.mx

Related posts

Mucha política en 2022

RELEVANTE MX

NARCOESTADO, NARCOPRESIDENTE

RELEVANTE MX

Hackeo, severa crisis de seguridad nacional; urgen leyes de secretos

RELEVANTE MX

Leave a Comment